1. ¿ cUÁL ES TU ESTATURA?

No basta con que el colchón mida lo mismo que tú. Lo recomendable es que mida de largo al menos diez centímetros más. Los largos más habituales son 180, 190 y 200 centímetros.

2. ¿Duermes solo o acompañado?

Lógicamente, necesitarás un colchón más ancho si duermes habitualmente con alguien. Lo más recomendable es elegir uno de a partir de 90 centímetros de ancho para personas que duermen solas y a partir de 135 centímetros para las que duermen en pareja. No obstante, también existen colchones más grandes, llegando incluso a los de 2x2 metros, conocidos como ‘king size’.

3. ¿Cuánto pesas?

Si eres una persona ligera deberías optar por un colchón flexible, que se adapte a la forma de tu cuerpo repartiendo el peso de manera uniforme. Si no, es preferible elegir uno más firme. En general, los expertos recomiendan colchones blandos para las personas con peso inferior a 80 kilos, colchones medios para las que pesan entre 80 y 110 kilos, y colchones firmes si se superan los 110 kilos.

4. ¿Cuántos años tienes?

Cuanto más joven sea la persona que va a dormir en el colchón, más firme se recomienda que sea este, y a medida que aumenta la edad, es aconsejable que disminuya la firmeza, ya que de esta manera los huesos y las articulaciones sufren menos durante las horas de sueño. De hecho, los colchones para personas mayores son los viscolásticos.

5. ¿Cómo duermes?

Los colchones blandos pueden resultar incómodos para las personas que se mueven mucho al dormir, porque dificultan sus movimientos y pueden causarles la sensación de estar atrapados. Por ello, es conveniente que, si eres de los que se pasan la noche cambiando de postura, elijas un colchón firme, mientras que si sueles dormir tranquilo, puedes optar por uno más blando.

6. ¿Eres friolero o caluroso?

Si normalmente eres una persona friolera o vives en una zona especialmente fría, los colchones viscoelásticos, de látex o de espuma son la mejor opción. Pero si eres de los que siempre tienen calor, acostumbras a sudar por la noche o el lugar en el que vives es muy cálido, lo ideal es elegir un colchón de muelles, ya que estos modelos se ventilan mejor y resultan más frescos.

7. ¿Cuánto lo vas a usar?

Para las habitaciones de invitados o las camas de una residencia vacacional puedes optar por modelos más económicos, pero lo recomendable es que el colchón en el que vas a dormir todos los días sea el mejor posible, que esté fabricado con la última tecnología y cuente con los tratamientos más avanzados en materia de confort y de higiene.

Comentarios (0)